Razones para esperar lo mejor

Razones para esperar lo mejor

No había tiempo que perder. No nos lo podíamos permitir. Hemos exprimido 2017 desde el principio.

Los socialistas nos habíamos comprometido a aportar estabilidad y lo hemos conseguido. Nos habíamos comprometido a buscar acuerdos amplios y plurales y lo hemos conseguido. Nos habíamos comprometido a no retrasar las grandes reformas que necesitamos, y lo hemos conseguido. Nos comprometimos a ir reduciendo el paro, a conseguir que menos familias necesiten depender de la RGI, a combatir el fraude laboral, a extender el derecho a la vivienda. Y hemos puesto medidas para que desde el mismo arranque de la legislatura haya 10.000 personas menos en desempleo, 3.000 familias menos dependiendo de la RGI, 2.000 trabajadores y trabajadoras que han convertido en indefinidos sus empleos, 1.000 familias más con un techo bajo el que vivir. Por eso tenemos muchas razones para esperar lo mejor.

No es un mero deseo, uno de los que se nos acumulan cada vez que cambiamos de año. Me viene a la cabeza que este 2018 va a ser aniversario de muchas cosas que nos permiten ver con perspectiva la inmensa oportunidad que tenemos de sumar voluntades en ese camino. Se cumplen diez años desde que estalló la gran recesión, la gran crisis de la que aún hay tantos intentando salir. La gran crisis que se nos negó en Euskadi por el Gobierno tripartito de entonces. La que nos correspondió gestionar a los socialistas en el peor de sus momentos. La que estamos empeñados en arrinconar.

También se cumplen diez años desde que fue asesinado por ETA el último de nuestros compañeros socialistas, Isaías Carrasco, un referente de los miles de ciudadanos resistentes que se comprometieron con su pueblo, que se comprometieron con nuestras siglas y que fueron imprescindibles para que, incluso poniendo en riesgo su propia vida, pudiéramos ganar la libertad para todos.

Y se cumple también una década desde que un Gobierno que debía ser de todos se obstinó en seguir una vía, la de la consulta unilateral sobre la aspiración de una parte de la sociedad, y que la ligó además a una posible solución para que los terroristas desistieran de su actitud. El tiempo demostró que aquel camino era el que los vascos no querían seguir, y el que el terrorismo tampoco iba a admitir. El tiempo condujo al fin de ETA desde la actuación del Estado de Derecho, sin cesiones, y condujo a Euskadi de nuevo al entendimiento entre diferentes.

Es oportuno que recordemos lo que pasó hace tan sólo diez años, para no repetir errores. Es oportuno que veamos lo que tenemos ahora, lo que más valoran aquellos a quienes representamos en las instituciones. Es oportuno que no olvidemos lo que nos ha costado ir reconquistando, los espacios de encuentro, estabilidad y cohesión en un país plural que estuvieron en peligro azotados por la crisis, el terror y el sectarismo. Es oportuno valorarlo y protegerlo. Y es oportuno seguir incorporando en ese esfuerzo a quienes todavía dudan, a quienes no se atreven a mojarse, a quienes se empecinan en subrayar las diferencias y no creen que el acuerdo es un activo no ya para un partido, sino para la ciudadanía.

Lo digo porque hace una década, los socialistas estábamos en la oposición. Y a pesar de la minoría de aquel Gobierno Vasco y de la crudeza del debate político, hicimos posibles las leyes que convertían la RGI en derecho subjetivo y los servicios sociales en una garantía de inclusión para el conjunto de la ciudadanía. A pesar de que asesinaran a Isaías días después de que unos nos acusaran de traicionar a los muertos y otros nos acusaran de traicionar a los vascos, fuimos capaces de acordar una Ley para reconocer y reparar a todas las víctimas de cualquier forma de terrorismo. A pesar de que aquel Gobierno hacía propuestas excluyentes para la población no nacionalista, los socialistas fuimos capaces de acordar presupuestos que fueran útiles a nacionalistas y no nacionalistas.

Por eso repetimos que una de las cosas más importantes que ha ocurrido este año es que los socialistas estemos en el conjunto de los gobiernos de Euskadi. Porque esta presencia ha permitido que las instituciones hayan volcado sus preocupaciones en las de los ciudadanos, sin distracciones independentistas. Y porque esta presencia es la que permite trabajar acuerdos con todos, sin exclusiones. Queremos terminar de convencer a quienes siguen en la duda.

Queremos que esa disposición hacia los acuerdos amplios y transversales tenga su reflejo en la deslegitimación plena y clara del terrorismo, el reconocimiento sin tapujos de que no ha habido en el pasado una sola razón política ni razón de Estado que justifique o explique una sola vulneración de derechos humanos. Queremos que sea posible en la necesaria actualización de nuestro autogobierno, haciéndolo más útil para la ciudadanía, más fuerte y más seguro, sin bloqueos porque nadie se empeñe en hacer lo que no es posible hacer. Y queremos que sean posibles también por fin esos pactos con todos los grupos de la oposición, como supimos hacer desde esa bancada nosotros hace una década, en las grandes reformas y en los grandes retos que tenemos por delante.

A pesar de lo avanzado, sin pérdida de tiempo, en este primer año de legislatura, sabemos que hay aún 128.000 parados y paradas que esperan de nosotros un esfuerzo mayor. Sabemos que las mujeres esperan que acortemos la brecha salarial que les separa de los hombres, una de las raíces profundas de desigualdad que en muchos casos acaba en tragedia. Sabemos que son miles los jóvenes que esperan su primera oportunidad. Sabemos que nos espera el conjunto de la ciudadanía para que el crecimiento económico acabe trasladándose a cada hogar. Sabemos que nos esperan porque la ciudadanía siempre espera de los socialistas para garantizar la redistribución de la riqueza, para garantizar la transformación social para ganar en igualdad. Y los socialistas tenemos razones para seguir sumando en ese compromiso a quien quiera compartirlo.

Fuente fotografía: Diseñado por Freepik

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Twitter

Pregúntame lo que quieras…

Idoia, en la red

                         

Próximos Eventos

  1. Comité Nacional

    enero 23 @ 6:30 pm - 8:30 pm

Archivos